¿Cuánto cuesta una perla?

Bloqueador de anuncios detectado

Podemos mantener nuestro sitio online gracias a que les mostramos nuestros anuncios a los visitantes. Por favor considera deshabilitar el programa que bloquea el visionado de los anuncios. Gracias.

Las perlas han sido los adornos más regios de toda Europa, incluso han llegado a provocar conquista y también han llevado a los hombres a poner su vida en peligro por conseguirlas. Las piedras son piedras preciosas, y por lo tanto muy preciadas, que nacen dentro de un organismo vivo. Son objeto de deseo y lujo pero su precio es muy alto. ¿Quieres saber cuanto cuesta una perla? No te preocupes, en este artículo te mostraremos cuanto vale, continua leyendo.

Una vez que un cuerpo extraño se mete en el interior de una ostra, esta comienza a defenderse liberando carbonato de calcio, lo cual atrapa y recubre al invasor. Cuando esta reacción comienza a producirse, año tras año va aumentando su tamaño con nuevas capas, por lo tanto, es posible que pasen incluso 6 años o más hasta que la perla se forme por completo.

Historia de las perlas

cuanto cuesta una perlaLa exclusividad y el lujo es lo que va ligado a la historia de las perlas. Hasta que comenzó el siglo XX, el único modo de conseguir este objeto tan preciado era bucear a gran profundidad, abrir la ostra y mirar si había habido suerte y existía una perla en su interior.

En aquella época, eran las familias más pobres de los mares orientales las que se encargaban de realizar esta durísima tarea. Un calculo aproximado de la relación entre la cantidad de ostras a abrir y el éxito que podemos tener es el siguiente: Deberemos abrir aproximadamente 200.000 ostras para dar con un perla que sea valiosa. Por lo tanto, es de suponer lo difícil que es llevar esta tarea a cabo sin desanimarse. Esto por no mencionar los peligros que sufrían estas personas sumergiéndose sin equipación alguna.

Era por su dificultad de extracción y poca existencia que las perlas eran un objeto tan codiciado y por lo tanto un sinónimo de lujo y riqueza, y como ha pasado siempre en la historia, este tipo de objetos son amados por los más poderosos y adinerados. Esto es así hasta el punto de que una de las motivaciones de Julio César con relación a la conquista de Gran Bretaña era que anhelaba el control del comercio de perlas en Escocia.

Es contado por las leyendas, que la propia Cleopatra hizo una apuesta con Marco Antonio, indicandole que era capaz de preparar la cena más cara del mundo. Entonces, este último aceptó la apuesta y una vez llegó a la cita en la que faltaban sirvientes y comida quedó perplejo y así se lo dijo a Cleopatra. Entonces, ella, cogió perlas de sus pendientes y las sumergió en el vino hasta que se disolvió. Bebió de ese vino de perlas y entonces Marco Antonio tuvo que admitir que perdió su apuesta.

La demanda de grandes cantidad de perlas las llevó a su agotamiento a finales del siglo XIX. Entonces, se realizaron varias investigaciones para conseguir otros modos de obtención de las mismas. Fue un japonés, para ser exactos Tokichi Nishikawa la persona que patentó el sistema de creación de perlas cultivadas a principios del siglo XX. Desde entonces, Japón ha sido el principal productor de perlas cultivadas hasta la última década, que ha sido superado por China.

¿Qué tipos hay y cuanto cuesta una perla de ostra? Precios

Principalmente, existen dos tipos de perlas como veremos a continuación:

  • Perlas naturales: Estas perlas son extremadamente raras y difíciles de conseguir. Es por esto que son más valoradas y cotizan muy alto en el mercado de compraventa de objetos de lujo. Para este caso, estaríamos hablando de precios que es posible que superen el millón de dólares.
  • Perlas cultivadas: Son la gran parte de las perlas que se venden en todas las joyerías del mundo. Para su obtención es necesaria la realización de una intervención quirúrgica en cada ostra para introducir lo que la ostra identificaría como un cuerpo invasor. entonces, comienza una espera que varía desde los dos a cuatro años. Tiempo durante el cual se controla el ambiente en el que vive la ostra hasta la obtención final de la perla. Esta técnica, como es de suponer, se ha ido perfeccionando hasta el punto que hoy en día es posible la introducción de pequeños moldes para dar la forma que se desee a una perla.

El precio de un perla cultivada, variará como es de entender, por su tamaño, su color, brillo, nácar y finalmente por su forma. Al mismo tiempo, cuanto más perfecta sea la pieza, su precio será mayor. Este tipo de perlas normalmente se encuentran a partir de los 70€ la pieza.cuanto vale una perla

¿Es posible distinguir una perla natural y una cultivada?

Solamente la gente experta es capaz de hacer esta distinción. Además, no lo pueden hacer a simple vista pues necesitan sistemas de rayos X con el fin de examinar el núcleo. Cabe destacar que casi todas las perlas que se comercializan en joyerías convencionales son perlas cultivadas.

Escribe un comentario